Sidebar

26
Lun, Feb

NUEVO TRIUNFO DE SINANINAL: JUEZ NIEGA LA SOLICITUD DE NULIDAD A LAS AFILIACIONES DE LOS TRABAJADORES DE LITOPLAS S.A

Barranquilla, febrero 21 de 2018.

En fallo de primera instancia el Juez Quinto Laboral del Circuito de Barranquilla, decidió no acceder a las pretensiones de la empresa Litoplas S.A y en consecuencia absolver a los trabajadores de que se afiliaron a Sinaninal Seccional Barranquilla.

La empresa Litoplas S.A, dedicada a la producción e impresión de empaques flexibles destinados a la industria de alimentos,  pretendía que se declara ilegal la afiliación de los trabajadores al Sindicato Nacional de la Industria de Productos Destinados a la Alimentación, Afines y Similares - SINANINAL, lo cual fue negado contundentemente por la autoridad judicial.

Es importante resaltar que esta victoria es solo un paso en el fortalecimiento del sindicato y de los trabajadores, que han sido víctimas de las agresiones de esta empresa, que desde ya se perfila en el Rankin de los peores patronos en Colombia.

De la mano de José Luis Mora Montero, quien es el representante legal y Charles Chapman, como abogado asesor, se ha venido desarrollando una política abiertamente antisindical que busca acabar con la organización de los trabajadores.

En Colombia sigue la guerra contra los trabajadores, empresas y gobierno no dan garantías para ejercer el derecho de asociación sindical.

JUNTA DIRECTIVA SINANINAL NACIONAL

 
Eschue aquí el audio de Elkin López presidente de Sinaninal

Los colombianos quedamos aterrados viendo el video en donde varias niñas agreden físicamente a otra menor hasta el punto de motilar su cabello, humillarla públicamente y, como si no bastara, otra menor que interviene en su defensa es apuñalada. Este hecho, redondea la faena de los últimos meses, puesto que no salimos del terror de ver como mueren 6 policías en Barranquilla en pleno pre carnaval, terminamos el mes de enero con el asesinato de más de 24 líderes sociales, una mujer queda parapléjica a causa de un disparo por oponerse al robo de su vehículo en Bogotá, un joven muere por no permitir el robo de su bicicleta, y muchos más sucesos que siguen acrecentando la ola de violencia.

En el año 2013 precisamente por hechos denominados matoneo, agresión y bullying, el gobierno Nacional expidió la ley 1620 por medio del cual creo el sistema Nacional de convivencia escolar y formación para el ejercicio de los derechos humanos, la educación sexual y la prevención y mitigación de la violencia escolar.

Dicha ley se ocupó de diferentes temas que hacían parte de la realidad que se vivía en los establecimientos educativos para ese entonces, pero parece que después de 5 años de entrar en vigencia, la realidad sigue siendo las misma, es decir que la ley no ha servido de nada. La eficacia del sistema Nacional de convivencia escolar es altamente dudosa, pues el funcionamiento de los comités del orden Nacional, Departamental, Municipal, está en entredicho y lo peor es que no sabemos si al menos han sido convocados para su conformación y actuación. Al día de hoy, sabemos que funcionan a media marcha los comités en cada institución educativa, pero con las limitaciones que les da el no tener capacidad de decisión al resolver problemas graves ni mucho menos autonomía.

El tema de la convivencia es un asunto de todos, no es un problema solo de la escuela. Cuando digo de todos, incluyo a los medios de comunicación que a diario exponen a las niñas y niños a programas y series que incitan a la violencia, a los antivalores; hoy vale más ser narcotraficante o asesino, para que canales como RCN O caracol le hagan un homenaje a través de miniseries. De igual manera, la familia tiene mucho que ver, los padres no pueden dejar al garete a sus hijos sin saber dónde están, quiénes son sus amigos, a qué se dedican. Los educadores debemos sensibilizarnos más, dejar de ser catedráticos y ocuparnos de la cotidianidad del estudiante, de humanizarnos de saber lo que le pasa y sobre todo de darle importancia a los problemas que aquejan a nuestros alumnos por más pequeños que sean. El gobierno debe preocuparse más por resolver los problemas sociales, por generar más empleo, por ofrecer oportunidades a nuestros jóvenes, por atacar la corrupción, por tomar la firme decisión de enfrentar a los vio
lentos y a los criminales haciendo uso de los medios y recursos legales. Solo así, con el compromiso de toda la sociedad, erradicaremos la violencia, de lo contrario seguiremos viendo sucesos como el del Inem de Medellín.

Por: Carlos Arturo Rico Godoy
Tesorero Cut Bogotá Cundinamarca


Bogotá, 15 y 16 de febrero de 2018

Los resultados desastrosos de la economía colombiana en el 2017, corroboran los análisis que la CUT realizó durante todo el año anterior; el cumplimiento  de los dictámenes de los organismos internacionales (FMI, BANCO MUNDIAL, BID, OCDE) que representan los intereses de las multinacionales y el gran capital financiero internacional arrojan de manera contundente perjuicios a la nación colombiana y su pobladores, colocándonos como el octavo país más desigual del mundo y el tercero en América Latina. La destrucción del aparato productivo nacional es evidente; la producción agropecuaria se ha estancado y en muchos sectores claves de la producción de alimentos fue barrida por la competencia desigual frente a las importaciones, sumamos hoy más de 12 millones de toneladas de alimentos importados, solo nos queda la actividad extractiva como fuente principal de recursos para el país a sabiendas de la entrega en condiciones totalmente desventajosas para la nación y gabelas sin fin a las multinacionales.

El imperialismo norteamericano y sus organismos multilaterales del orden financiero y militar desencadenan la violencia y el autoritarismo para reordenar el mundo en beneficio de una minoría plutocrática, de la mano de la OTAN intervienen en diversos países, se convierten en los gendarmes mundiales estimulando el control geopolítico y promueven el colonialismo en muchas regiones del mundo; la reciente visita del secretario de Estado de Estados Unidos Tillerson, ratifica el papel de dar órdenes a sus países aliados, el gobierno de Trump amenaza con invasión militar al pueblo soberano de Venezuela y continúa su plan de desestabilización apoyado por sus aliados, entre ellos Santos. La CUT mantiene su rechazo a todo intervencionismo económico, político y militar en Venezuela, como expresión de nuestra indeclinable posición de defender la soberanía nacional y la autodeterminación de los pueblos.

Las condiciones de la fuerza laboral colombiana son reflejo del cuadro antes mencionado; si se reemplaza la producción nacional por la extranjera y por ende se suple el mercado interno con trabajo extranjero, el desempleo, el trabajo informal, la tercerización no tendrán cuando  disminuir, y si la política económica de todos los gobiernos de la era de la apertura económica y el neoliberalismo van en contra de la creación de riqueza nacional y la consolidación de un mercado interno que genere dinámica de crecimiento, desarrollo de fuerzas productivas propias, así no se podrá pensar en un crecimiento de las oportunidades de empleo. La constante en todos estos años ha sido la generación de empleos de baja calidad, mal remunerados y poco capacitados, paralelos al deterioro del aparato productivo nacional, especialmente en actividades de mayor complejidad y sofisticación como la agroindustria, la industria manufacturera y los servicios de alto valor.

El 69% de los asalariados en Colombia devengan entre 0 y 1,5 salarios mínimos, que dejan una capacidad de compra muy baja generando un impacto negativo en la economía a la hora del consumo, que aunado a la sobrecarga de impuestos de más de 7 billones de pesos de los bolsillos de la población producto de la reforma tributaria que aumentó el IVA al 19%, es tan grave el asunto que generó descontento en los gremios económicos por los pobres resultados de las ventas del comercio en el año pasado. De esta manera, no hay dinámica económica que jalone el crecimiento y el aumento de la producción y por ende del empleo. Estos fueron los elementos que esgrimió la CUT en la mesa de concertación que nos llevó a no ser partícipe del grotesco espectáculo de la firma por parte del presidente Santos, quien atendiendo las exigencias del empresariado y en contubernio con las otras centrales obreras CTC y CGT y la CPD de pensionados, definieron la cifra del 4,9% para el salario mínimo.

La CUT ha señalado también que el fenómeno de la corrupción que de manera horrorosa se ha colocado como el pan de cada día, tiene su sustento en la aplicación de la política de libre comercio que hace que las multinacionales y los grandes inversionistas de capital compitan por quien a punta de sobornos, coimas y mermeladas se alza con el botín de la contratación estatal, aunque tengan para ello que comprar a las campañas y candidatos, tal como se evidenció en las elecciones de 2010 con Santos y Uribe y 2014 con Santos- Vargas Lleras y Zuluaga. Odebrecht es solo un ejemplo; la corrupción es una necesidad para el buen funcionamiento de los gobiernos oligárquicos y antinacionales que mal gobiernan al país.

2018 ha comenzado con la profundización de los males que el actual gobierno ha ocasionado con la aplicación de su modelo económico, social y político; no hay ningún cambio de rumbo; muestra de ello es el anuncio de meternos a la OCDE, a lo cual se opone la CUT. También persiste en una reforma al sistema pensional que tal como está concebido representará un retroceso en las condiciones que hoy tienen los pocos trabajadores que acceden a este derecho laboral y alejará aún más la posibilidad de que la totalidad de los trabajadores puedan tener el cubrimiento de esta prestación, de ninguna manera se justifica el aumento de edad para pensión, ni aumento de los requisitos para obtenerla. Insistimos que el mal mayor de esta calamidad está representado por los fondos privados de pensiones aunados a la informalidad y la tercerización laboral, y por tanto, necesitamos el fortalecimiento de Colpensiones como fondo público único capaz de garantizar la ampliación del derecho y la sostenibilidad del sistema pensional hoy gravemente amenazado, a la par con la eliminación de las formas ilegales de vinculación laboral existentes. Persistimos en volver a establecer el recargo nocturno a partir de las 6 de la tarde, la rebaja de la cotización a salud de los pensionados al 4 % como lo estableció la ley aprobada en el Congreso de la República.

Hemos respaldado y seguiremos respaldando los procesos de acuerdos con las guerrillas, de tal manera que se dé fin al conflicto armado en Colombia, los acuerdos de La Habana entre el gobierno y las Farc son un  ejemplo a seguir por parte del resto de las organizaciones insurgentes, exhortamos al gobierno y al ELN para generen hechos de paz y busquen una salida pronta al reinicio de los diálogos de Quito, y se dé fin a las acciones violentas que han arrojado nuevas víctimas en el presente año, nada justifica el terrorismo y el asesinato de líderes y dirigentes sociales, debe cesar de manera inmediata: van 200 dirigentes asesinados en menos de un año, rechazamos el asesinato de Temístocles Machado, líder del paro cívico de Buenaventura.

Rechazamos los ataques de que han sido víctimas los miembros del partido legal Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común, quienes reintegrados a la vida civil y haciendo proselitismo político en el marco de la constitución y las leyes, se les deben brindar todas las garantías electorales y de seguridad que permitan que desarrollen su campaña electoral sin contratiempo alguno, hacemos un llamado al debate civilizado y democrático, que permita la confrontación de ideas con argumentos y de ningún a manera la agresión física ni el obstáculo  a sus actividades proselitista. Rechazamos todo tipo de agresión venga de donde viniere.

La CUT insta a nuestros afiliados a participar activamente en todas las actividades de movilización y lucha que los distintos sectores sociales, políticos y sindicales realicen en el presente año en oposición a la política económica y social del actual gobierno, la junta nacional respalda de manera total la convocatoria al paro nacional del magisterio el próximo 21 de febrero por el cumplimiento de los acuerdos firmados con el gobierno entre ellos, la difícil situación de la prestación del servicio médico asistencial al magisterio y sus familias. De la misma manera invitamos a participar de las distintas jornadas nacionales de protestas programadas por los sectores sindicales y sociales como el de la salud del 7 al 12 de mayo, la jornada de los estudiantes universitarios en el mes de abril y la conmemoración del día internacional de la mujer el 8 de marzo como jornada de lucha por mejores condiciones laborales y contra el acoso en el trabajo de acuerdo a los convenios de la OIT.

Las elecciones de Congreso y Presidencia del presente año están signadas por el desastre económico y social y la permanencia de las actividades de corrupción y saqueo  del erario; los trabajadores y demás sectores medios de la población junto con los demócratas y dolientes de un país que merece mejor suerte, tanto en su condición de nación con inmensas riquezas naturales y la existencia de millones de compatriotas laboriosos y honestos, tenemos el deber de reflexionar detenidamente y evaluar las opciones que hoy compiten por los votos de la ciudadanía, no caer en el engaño ni en las trampas, tampoco en los ofrecimientos del clientelismo y la compra de votos y conciencia; “el que paga para llegar, llega para robar”, como sabiamente señaló el maestro Carlos Gaviria Díaz. El próximo 11 de marzo en las elecciones parlamentarias  y el 27 de mayo en la primera vuelta presidencial, la CUT llama a votar por candidatos y programas que representen los intereses de la nación y el pueblo, escojamos políticos que no representen el establecimiento y no cohonesten con los males que tienen a Colombia sumida en el atraso la miseria y la subordinación a los poderes extranjeros. La CUT persiste en llamar a los sectores democráticos y alternativos a encontrar caminos de unidad que nos permitan enfrentar con éxito las elecciones presidenciales del 27 de mayo.

Invitamos a todos los afiliados a la CUT a participar de manera entusiasta en el certamen democrático de las elecciones sindicales que se realizarán el 21 de septiembre del presente año en las cuales elegiremos el nuevo Comité Ejecutivo Nacional de la CUT, las subdirectivas departamentales y los delegados al próximo Congreso Nacional de la CUT, tal como fue aprobado por la VL Junta Nacional  realizada el 15 y 16 de febrero.

Bogotá, febrero 16 de 2018.

LX JUNTA NACIONAL DE LA CUT

LUIS ALEJANDRO PEDRAZA BECERRA
Presidente                 

FABIO ARIAS GIRALDO  
Secretario General


Descarga el documento en pdf aquí

El pasado 8, 9 y 10 de febrero del año en curso, nos reunimos más de 350 dirigentes sindicales del sector estatal con el fin de analizar la coyuntura política, el cumplimiento del Acuerdo Nacional Estatal y los acuerdos laborales Territoriales, así como trazar tareas en defensa de la negociación colectiva y el empleo público.

El Encuentro abordó la situación política nacional, donde se destaca el incumplimiento del gobierno nacional con varios sectores sociales con los cuales ha firmado acuerdos, entre ellos, el de la Paz, suscrito en La Habana y en el Teatro Colón; con diferentes sectores del agro; y, por supuesto con el sector de trabajadores estatales.

Clamó el Encuentro por mantener el diálogo entre el gobierno y el ELN, al tiempo que rechazó de manera enfática, los asesinatos de líderes sociales y sindicales a la par que se vienen desmontando esquemas de protección por parte de la UNP, y la alta pugnacidad en que se desarrolla la actual coyuntura política que ha llevado a que varios dirigentes y activistas de sectores de izquierda, sean agredidos verbal y físicamente.

Recomendó el Encuentro analizar los programas de gobierno que proponen los candidatos a la Presidencia y Congreso de la Republica como, Senado y Cámara, y no votar por aquellos que propongan medidas neoliberales tales como: aprobar una reforma Pensional regresiva, liquidar entidades del Estado como Colpensiones y el INPEC, ni disminuir el impuesto a la renta, ya que eso implica aumentar el IVA, y menos por quienes proponen disminuir el tamaño del Estado, continuar las privatizaciones y desmonte de lo Público o hacer trizas el acuerdo de paz.

El primer día se abordó la discusión laboral de Bogotá, concluyendo que el gobierno de Enrique Peñalosa persiste en desconocer los derechos de los trabajadores distritales: Se ha negado a negociar el pliego de peticiones presentado por Sintrateléfonos desde el año anterior; continua sin expedirse el Decreto que garantice el régimen salarial y prestacional de los empleados distritales; procedió a despedir más de 2.800 trabajadores de Aguas de Bogotá, que venían vinculados al servicio de Aseo luego de revertir al sector privado el manejo de las basuras; además se vienen presentando despidos en varias entidades del Distrito, y se ha incumplido en gran parte el Acuerdo Laboral Distrital. Los sindicalistas distritales aprobaron presentar un pliego unificado de solicitudes a la Administración de Bogotá, al igual que eligieron a la comisión negociadora.

Así mismo en la discusión nacional se acordó por unanimidad las siguientes tareas:

1. Realizar una visita a la Función Pública el miércoles 14 de febrero a las 8:00 a.m., para exigir la expedición del Decreto sobre los topes salariales y el Decreto que regulariza el régimen salarial y prestacional de los empleados públicos de Bogotá.

2. Realizar una jornada nacional de protesta el 21 de febrero, acompañando el paro nacional de Fecode, ante el incumplimiento de los acuerdos laborales y la solidaridad con acciones que adelanta el Magisterio en Valledupar y Chocó por desconocimiento de sus derechos laborales.

3. Radicar unitariamente los pliegos de solicitudes el miércoles 28 de febrero a las 10:00 a.m. en todo el país.

4. Realizar una visita a la Presidencia de la República el jueves 8 de marzo a las 10:00 a.m., para entregar una carta al gobierno nacional, exigiendo el cumplimiento de los acuerdos laborales.

5. Solicitar el acompañamiento de la ISP, la CLATE y otras organizaciones de carácter internacional con el fin que la OIT analice la persistente violación a los acuerdos laborales y precarización del Empleo Público.

6. Llamar a la solidaridad de los trabajadores colombianos con la justa huelga de Indupalma que busca la contratación directa de los trabajadores.

7. Llamar a la solidaridad en defensa de la contratación directa que vienen haciendo los celadores de Cartagena, liderados por Sintrenal.

8. Llamar a la solidaridad con los trabajadores de la salud de Arauca que vienen siendo despedidos y perseguidos por ejercer sus derechos sindicales.

9. Exigir del Director de la DIAN que cese la persecución contra dirigentes sindicales que han encabezado las protestas por el incumplimiento de los acuerdos laborales en la entidad.

10. Apoyar el justo paro de los profesores universitarios, afiliados a ASPU el próximo 11 de abril.

11. Solicitar al gobierno nacional que dé cumplimiento al trámite y aprobación de la Ley de Carrera Especial de Salud, y se suspenda de manera inmediata la Convocatoria No. 426.

12. Solicitar a la CNSC, suspenda la evaluación de desempeño de los provisionales, y modifique concertadamente el Acuerdo 565 sobre Evaluación del Desempeño.

 

CUT – CTC - CGT
FENALTRASE, FECOTRASERVIPUBLICOS, UTRADEC, UNETE

 

El Paro Nacional de 24 horas es legítimo, justo y urgente

En Bogotá, la cita es a las 9:00 am en el Parque Nacional hacia el Ministerio y La Secretaria de Educación.

Hace mucho tiempo que la convocatoria a un Paro Nacional del Magisterio, no había sido tan atacada desde diferentes flancos y con diversos e injustificados pretextos.

La Ministra de Educación, asumiendo funciones que no le corresponden pretende reformar la Constitución Política, al declarar a la educación como derecho "esencial" con el expreso propósito que no reclamemos en las calles, lo que conquistamos en dura batalla durante 37 días en el Gran Paro Nacional, lo cual quedó suscrito en los Acuerdos FECODE –MEN, el 16 de junio de 2017, hoy desconocidos por el Gobierno Nacional pese a que tienen fuerza de ley.

La educación es un derecho fundamental y para su materialización, requiere de financiación estatal y adecuada, precisamente a lo que se niega la Ministra Yaneth Giha. Fue el Paro del Magisterio el que garantizó los recursos adicionales para culminar el año 2017 y que obligó al Gobierno Nacional a comprometerse a aumentar el presupuesto del Sistema General de Participaciones (SGP) para la próxima década.

La desfinaciación de la educación y a entrega de los recursos púbicos a los operarios privados, toma indignantes manifestaciones, tales como:

1. Alimentación insuficiente y en alto grado de descomposición para nuestros niños y jóvenes, generando desórdenes alimenticios de incalculables consecuencias. Mientras que los únicos que se nutren del autodenominado PAE, son los carteles de la corrupción que siguen campantes pese a que sobre facturan pechugas a $ 40.000 pesos.

2. Ni un solo peso adicional, para construir los 3.020 colegios que necesita el país o las 420 construcciones escolares que requiere Bogotá, condenando a los estudiantes de Colombia y de la Capital de la República, a un terrible hacinamiento al no tener como albergar con dignidad a los 2.114.036 niños y jóvenes de Colombia, incluidos los 300.000 del Distrito Capital, que hoy estudian en la jornada de la tarde.


3. Que decir de la agresiva desregularización de las condiciones laborales, que el Ministerio de Educación y las Secretarías de Educación, intentan imponer con la ilegal jornada “global”, por medio de la cual, buscan convertir nuestra jornada laboral de 6 horas continuas en una feudal “disposición” laboral de 10 horas, generando una sobre carga laboral sin límites con graves efectos en nuestra ya agrietada salud; la desvinculación injustificada de docentes provisionales que se aproxima a un 10% en un año y un indigno “desplazamiento forzado” de los colegas en propiedad. Todo porque en cambio de aumentar la planta de personal, la pretenden reducir a su mínima expresión.

4. En resumen, una mal llamada jornada "única" a costa de la pedagogía, el bienestar, la agresión a los integrantes de la comunidad y el deterioro de los ambientes escolares, llevándolos a un punto de no retorno, al negar el significado de colegio y su carácter profundamente democrático y convivencial.

Rechazamos la perversa intervención de la Secretaría de Educación al inducir o avalar a algunos rectores a imponer la ilegal jornada global. La Administración sabe que la normatividad exige condiciones previas para una jornada única en condiciones dignas y que tienen que ser aprobadas por los órganos de gobierno escolar. Obrar en contravía los expone a eventuales acciones jurídicas mientras que las Secretarias de Educación y el Gobierno Nacional se lava las manos frente a éstas.

5. Ante la ausencia de presupuesto, el Gobierno Nacional anuncia que pagará los salarios a los 10 días del siguiente mes y puja en su política impulsada desde 1999, cual es congelar los ascensos de todo el magisterio y, con ello, bajar aún más el pasivo pensional para lo cual también prepara una reforma que, aumentaría la edad de pensión y el promedio para la liquidación de la misma.

Adicionalmente, al congelamiento de los ascensos de los colegas regidos por el decreto 2277 de 1979 y a las infernales trabas y saboteos para los educadores del 1278, el Gobierno Nacional pone al ICFES a fabricar inexistentes pruebas para negar los ascensos de quienes aplicaron a la II cohorte. Estos falsos positivos “académicos”, buscan aplicar la regla fiscal, frente a lo cual, exigimos el respeto como profesionales, la salida de la neoliberal intervención en la vida educativa del ICFES y las garantías para el ascenso de todo el magisterio de Colombia, sin excepción. Por razones análogas, el MEN y la CNSC sigue negando los derechos de carrera a través del unilateral decreto 915 de 2016.

6. No podía faltar de esta breve reafirmación de poderosas razones para el Paro Nacional, nada más ni nada menos que el derecho a la vida, hoy amenazada por la manguala entre el Gobierno Nacional y los empresarios de la salud, que iniciaron en firme el paseo de la muerte, con el indigno y peligroso “peloteo” de los educadores y sus familias de un centro de “atención” o de una clínica a otra.

Queda claro que el Gobierno Nacional y Distrital, son los que agreden la ley y los derechos fundamentales y que el Paro Nacional de 24 horas es legítimo, justo y urgente.

Es evidente que además de los gobiernos nacional y territoriales, quienes atacan la convocatoria del Paro Nacional, de una u otra forma, bajo diferentes siglas de micro empresas sindicales, que no movilizaron a nadie en la gran batalla de 2017 pero si entrabaron la negociación, hoy culpan a FECODE de todos los males, liberando o minimizando sospechosamente de responsabilidad al establecimiento neoliberal, con fines y propósitos no santos, pero si a favor de los Santos, Vargas Lleras y Uribes que defienden el oprobioso y rapaz establecimiento neoliberal.

El Magisterio y el conjunto de los trabajadores, también estamos en estado de alerta ante la clara orientación de la OCDE de debilitar las organizaciones sindicales grandes y con capacidad de movilización, como es el caso de la CUT, FECODE y sus filiales, ya sea por la vía de su desinstitucionalización o el descredito infame e injusto de los dirigentes y activistas sindicales u otras formas, como avalar a un archipiélago de microempresas sindicales.

Defenderemos nuestras organizaciones como grandes eficaces instrumentos de lucha frente al Estado, los gobiernos y el patrón. ¡No puede haber titubeo en ello!

En Bogotá, el 21 de febrero la cita es a las 9:00 am en el Parque Nacional hacia el Ministerio y La Secretara de Educación

¡La educación es un derecho fundamental, no un servicio ni una mercancía!

Sí el presente es de lucha el futuro es nuestro

JUNTA DIRECTIVA ADE

MIGUEL ÁNGEL PARDO ROMERO
Presidente

LUZ MARINA TURGA ÁVILA
Secretaria General

 

Descargue el PDF del Comunicado 

Más artículos...